Radio: No
Radio:
km Set radius for geolocation
Buscar

El matrimonio gay, la medida que permitió una drástica caída de los suicidios entre los homosexuales

El matrimonio gay, la medida que permitió una drástica caída de los suicidios entre los homosexuales
Artículos Internacional
“Estar casado es una protección”, explicó la autora principal de un estudio realizado en Suecia y Dinamarca, dos de los países líderes en derechos LGBT. El matrimonio entre personas del mismo sexo es legal en 27 países, 16 de ellos en Europa

La aprobación del matrimonio gay ha reducido las tasas de suicidio entre lesbianas y hombres homosexuales en Suecia y Dinamarca, según determinó un estudio sobre este sector de la población que tiene una mayor propensión a esta decisión fatal que la mostrada por sus pares heterosexuales.

Estos dos países fueron dos de los primeros en permitir la unión civil entre personas del mismo sexo: Dinamarca lo hizo en 1989, y Suecia siguió su ejemplo en 1995. Luego, en 2009, se aprobó en Estocolmo el matrimonio gay, que en Copenhague es legal desde el 2012. Ambas naciones son consideradas como líderes mundiales de los derechos LGBT.

Los investigadores dijeron que la reducción del estigma para las minorías sexuales probablemente estaba impulsando la caída en las muertes, según datos oficiales sobre miles de parejas del mismo sexo en los dos países.

Estar casado protege contra el suicidio”, dijo Annette Erlangsen, del Instituto Danés de Investigación para la Prevención del Suicidio. “Legalizar el matrimonio entre personas del mismo sexo y otras medidas legislativas de apoyo podría reducir el estigma en torno a las minorías sexuales”, dijo añadió la autora principal del estudio.

Los suicidios de personas en uniones del mismo sexo cayeron 46% cuando los investigadores compararon dos períodos – 2003 a 2016 y 1989 a 2002 – frente al 28% entre parejas heterosexuales, según el artículo publicado en el Journal of Epidemiology and Community Health.

No obstante, las personas casadas del mismo sexo todavía se suicidan a más del doble de la tasa de aquellos en matrimonios del sexo opuesto en ambos períodos, lo que refuerza la investigación de otros países que apunta a una mayor incidencia de intentos de suicidio entre las personas LGBT.

Los jóvenes LGBT tienen al menos tres veces más probabilidades de intentar suicidarse que sus pares heterosexuales, según 35 estudios de 10 países recopilados por investigadores en 2018.

El estudio de Erlangsen, que dio seguimiento a más de 28,000 personas en uniones del mismo sexo durante un promedio de 11 años, encontró que las lesbianas casadas tenían 2.8 veces más probabilidades de morir por suicidio que las mujeres en uniones heterosexuales y ligeramente más probabilidades que los hombres casados heterosexuales.

Los hombres en parejas homosexuales eran más propensos a suicidarse. “Sigue habiendo un grado considerable de homofobia, especialmente contra los homosexuales masculinos”, dijo Morten Frisch, del Statens Serum Institut de Dinamarca, un organismo de investigación.

“Poco menos de uno de cada tres hombres sigue considerando moralmente inaceptable que dos hombres tengan relaciones sexuales entre sí”, dijo, citando una encuesta de más de 62.000 daneses liberados en octubre.

El matrimonio entre personas del mismo sexo es legal en 27 países, 16 de ellos en Europa. Ecuador se convirtió en el último país en introducirlo en junio.

Javier Benalcazar y su pareja Efrain Soria se besan frente a la Corte Constitucional en Quito (AP)

La legislación que promueve los derechos LGBT puede reducir el riesgo de suicidio, incluso para aquellos que aún no tienen la edad suficiente para casarse.

Los intentos de suicidio por parte de estudiantes de secundaria de EEUU cayeron un 7% en estados con matrimonios legales entre personas del mismo sexo, según un estudio realizado en 2017 por la Universidad de Harvard, y un 14% entre estudiantes que se identificaron como lesbianas, homosexuales o bisexuales.

En el Centro de Asistencia al Suicida de Buenos Aires atienden a cualquier persona en crisis en las líneas gratuitas 135 desde Buenos Aires y GBA o al (54-11) 5275-1135 las 24 horas del día. Está también el Centro de Atención al Familiar del suicida (CAFS): Tel. (011) 4758-2554 (cafs_ar@yahoo.com.ar – www.familiardesuicida.com.ar).

En México el Sistema Nacional de Apoyo, Consejo Psicológico e Intervención en Crisis por Teléfono (SAPTEL) ofrece atención telefónica las 24 horas del día en el número: 0155 5259-8121. En los Estados Unidos se puede marcar al +1-888-628-9454.

En Estados Unidos, existe la Red Nacional de Prevención del Suicidio para pedir ayuda; puedes llamar al 1-888-628-9454 o al 1-800-273-8255, la línea del Servicio Nacional de Prevención del Suicidio, para hablar con alguien que te brindará apoyo gratuito y confidencial las 24 horas del día, los siete días de la semana. Los CDC también recomiendan sus propias políticas, programas y prácticas de prevención.

Fuente: infobae

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Cargando…

Más artículos

Cargando…
Translate »